viernes 3 de marzo de 2017

Se dejó el alma pero no alcanzó

Boca jugó desde el segundo cuarto sin base por la expulsión de Lucas Pérez y la lesión de Nicolás Gianella, dejó la vida en el campo de juego pudiendo llevarse el triunfo pero finalmente cayó por 102 – 100 ante Quilmes en tiempo suplementario en el Polideportivo Islas Malvinas.

Compartí esta nota

El Xeneize arrancó muy dormido el encuentro con una ofensiva muy trabada y en defensa permitiéndole tomar lanzamientos perimetrales con mucho espacio a su rival en las manos de Ivory Clark y Tracy Robinson que no perdonaron. Sobre los minutos finales del parcial despertó la visita de la mano del griego Fotios Lampropoulos aportando desde la pintura y colaborando con su tarea reboteadora. Quilmes se imponía por 24 -16 al final de los diez minutos iniciales.

El equipo azul y oro logró ajustar la defensa en el segundo cuarto reduciendo la capacidad ofensiva del conjunto local que trataba de aprovechar las habilidades de Luca Vildoza en sus penetraciones y tiros a distancia. En este pasaje del juego se produjo un quiebre en el trámite del mismo debido a la expulsión de Pérez por reclamar a uno de los jueces, dejando a Boca sin un base natural. Gary Forbes, de gran tarea asistidora, y Lucas Gargallo, con su impresionante actitud, se hicieron cargo del armado de juego. Al arribar al descanso el local continuaba al frente por 40 – 32.

A la vuelta de los vestuarios el Xeneize volvió con una muy buena actitud a tratar de remontar el resultado adverso en el marcador y sobre la culminación del tercer parcial llegó a ponerse adelante en los tableros pero un triplazo de
Diego Cavaco sobre la chicharra igualó el cotejo en 61.

Boca dominó el desarrollo del partido en el último cuarto, sin escaparse pero llegando a tener una ventaja de dos puntos faltando 17 segundos. Malas decisiones y el regalo de segundas ocasiones a Quilmes tuvieron como consecuencia que se necesite un tiempo suplementario para definir al ganador.

El Xeneize dejó la vida en la cancha disputando el tiempo extra con escaso recambio, sin un armador natural de juego, Vasirani y Amicucci con 5 faltas. Ronaldo Córdoba decidió utilizar a Marcus James en lugar de Agustín Caffaro. Sobre el final de los cinco minutos adicionales Boca sufrió la falta de un interno por dicha decisión y terminó regalándole rebotes ofensivos que fueron determinantes para que la victoria quede en Mar del Plata por 102 – 100.

Cambios de manera urgente se necesitan para que el equipo azul y oro se salve del Playoff por la permanencia. Los triunfos en casa fueron frutos del aliento interminable de los hinchas pero de visitante no hay chances y se llegó a la tercer derrota consecutiva.

Síntesis:

Quilmes (88) (102): Luca Vildoza 23, Eric Flor 7 (X), Tracy Robinson 11, Ivory Clark 12 e Iván Basualdo 14 (X) (FI); Enzo Ruiz 21, Ariel Eslava 6, Bruno Sansimoni 2, Diego Cavaco 6 y Jefrey Merchant 0. DT: Javier Bianchelli.

Boca (88) (100): Lucas Pérez 0 (X), Fernando Funes 24, Lucas Gargallo 15, Fotios Lampropoulos 24 y Cristian Amicucci 2 (FI); Gary Forbes 18, Agustín Caffaro 3, Marcus James 6 y Eduardo Vassirani 8 (X). DT: Ronaldo Córdoba.

Parciales: 24-16, 40-32, 61-61 y 88-88
Árbitros: Pablo Estévez y Javier Mendoza.
Estadio: Polideportivo Islas Malvinas.

Fotos: @LigaNacional

Textos: @MartinMarzolini

Encontrá toda la info de Boca en nuestras redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *