sábado 12 de mayo de 2018

Los mata la envidia

Compartí esta nota

Tras el descenso y posterior ascenso de River en 2012 -contra Almirante Brown de local y con un flagrante gol en offside-, las Hinchadas Unidas Argentinas y la prensa anti-Boca montaron un espectacular operativo para desprestigiar, castigar y tratar de ver arrodillado al club más grande, por lejos, de la Argentina -el de verdad, no el que tuvo que registrar la frase por complejo de inferioridad y para que no se la robe su eterno papá-. En esa cruzada, este último año lanzaron, casi como en un último intento, toda su artillería pesada.

Primero, inventaron el concepto de #AFABostera para desprestigiar los 500 días de Boca en la punta -Desde diciembre de 2016, tras ganarle a River 4-2 en el gallinero y sin ningún ayudín-. Después, la “Gata” Gallardo – se ganó ese mote tras la semifinal de la Copa 2004, cuando Boca volvió a eliminar a River sin ningún ayudín-, creó la frase de la “Guardia alta” para condicionar a los árbitros de cara a la Supercopa Argentina, algo que finamente logró -Loustau les dió un penal inexistente y no le cobró uno claro a Boca-.

Por último, el DT de hockey sobre césped devenido en entrenador del denominado Rey de Copas, aunque tenga menos copas que Boca -¿Que increíble, no?-, Ariel Holan, instaló que el conjunto más ganador de América se echaría a menos en la última fecha de la Superliga contra Huracán, el “Sexto Grande”, que no sale campeón nacional desde 1973, para perjudicar a su equipo, que, dicho sea de paso, no gana un torneo local desde el año 2002 -Después se iría a la B, pero esa es otra historia-.

A pesar de todo esto, las pruebas demostraron todo lo contrario -el partido de hoy no fue la excepción-, Boca salió nuevamente campeón del fútbol argentino -ganó 3 de los últimos 4 torneos y los tres fueron “largos”- y volvió a quedar evidenciada la cuestión más importante e insoslayable de todas: A la mitad menos uno del país les duele Boca.

Les duele que Boca sea el club más ganador de todos. Les duele que Boca tenga la hinchada más reconocida del mundo. Les duele que La Bombonera sea el estadio más admirado y temido del planeta. Les duele que la Mitad+1 del país sea de Boca. Les duele que el presidente de la Argentina sea de Boca. Les duele que el presidente de la AFA sea de Boca. Pero, por sobre todas las cosas les duele que Boca no se haya ido jamás a la B, como todos ellos.

En síntesis, LOS MATA LA ENVIDIA, y eso, ya no lo pueden disimular más.

Por Damián Fernández, periodista y conductor del programa Bosteros de Ley (FM Radio Garín 106.1)

 

Textos: @damibostero

Fuente: @BosterosDeLey

Autor: Luis Alejandro Puig

Encontrá toda la info de Boca en nuestras redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *