miércoles 28 de junio de 2017

Un proyecto viable cumpliría el sueño de la ampliación de la Bombonera

Hace pocos días, se dio a conocer que el arquitecto esloveno Camernik tiene ideado un plan de remodelación del estadio Alberto J. Armando, sin la necesidad de irrumpir el espacio aéreo y terrestre del barrio, ni adquirir las dos manzanas de la calle Del Valle Iberlucea.

Compartí esta nota

En una nota cedida a canal 13, el arquitecto esloveno Tomaz Camernik mostró el proyecto que tiene ideado para lograr la ampliación de la “Bombonera”.

La idea de remodelación, respectivamente, consiste en un nuevo sector en reemplazo al lugar que ocupan hoy los palcos. Se trata de la construcción de columnas, por fuera y similares a las que rodean el resto del estadio, en la calle Del Valle Iberlucea, la que tendría un rol de peatonal llevando a una conexión del estadio con el resto del barrio de La Boca. Describe el arquitecto que “en las nuevas columnas de la nueva estructura, se utilizan los colores azul y oro, que a la vez conectan con el resto de la construcción”.

Al proseguir con la explicación de su proyecto, el arquitecto sostuvo que a la Bombonera “le falta la cuarta parte, le falta la parte del contacto con el entorno, la vecindad, con el barrio”. Agregó que “si uno atraviesa las arcadas, está a la vez en la calle y el estadio”, haciendo referencia a la ubicación del nuevo sector exteriormente. Aclaró que “el proyecto conecta el barrio con el estadio”.

En el plano general, o mas bien ecológico, Camernik argumentó que “el proyecto podría ser autosustentable en el sentido de poder agregar células solares en los asientos. Es un tema que no se puede evitar por el calentamiento global; en los proyectos actuales se tiene mucha consideración”.

Cabe destacar que, anteriormente, Camernik ya había presentado una idea de remodelación. La misma era la de incluir un tercer anillo por encima de los palcos, pero esta idea fue rechazada por la dirigencia. El esloveno trabaja desde el año 2010 en su idea de remodelar el estadio. Sobre la Bombonera, aludió que “es una obra maestra de los años 40 en que se construyó, que también está sin terminar”. A su vez, afirmó que su pasión “es como terminar esta estructura antigua en un nuevo lugar”.

Un dato para nada irrelevante es que Camernik es compatriota del esloveno Viktor Sulcic, quien diseñó la Bombonera que fue inaugurada el 25 de mayo de 1940.

La idea de Tomaz pasaría ser una solución ante las imposibilidades anteriores de remodelar la Bombonera. Algunas de estas fueron, por ejemplo, la negativa de los vecinos a vender sus casas de las dos manzanas ubicadas detrás de los palcos, la negativa de invadir el espacio aéreo y terrestre del barrio yendo mas allá del perímetro del estadio.

Este proyecto sería bien visto por la comisión directiva y el propio Angelici. Cabe aclarar que la decisión la tendrá el socio de Boca cuando se lleve a cabo el plebiscito que plantea el Presidente, que consiste en votar por la construcción de un nuevo estadio o por la Bombonera actual, la que sería remodelada.

En conclusión, nos encontramos con la única opción viable, actualmente, de ampliar la Bombonera y está en manos de otro esloveno como lo estuvo hace casi 80 años, cuando se la diseñó por primera vez.

 

 

Fotos: Estudio Tomaz Camernik

Textos: @LucasQuispe92

Autor: Luis Alejandro Puig

Encontrá toda la info de Boca en nuestras redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *